plantas medicinales

Glosario de Plantas Medicinales por la T,U,V

Plantas Medicinales por la letra T

Compendio de plantas medicinales con explicaciones sencillas sobre el uso o usos más frecuentes, en pro de la salud.

 

Tamarindo

Es bueno contra el estreñimiento, las afecciones biliosas, el escorbuto, la disentería. Deberá administrarse en infusión. Es atemperante y se emplea para aplacar la sed. Dosis: Cuatro tacitas por día.

La pulpa ayuda a apaciguar un tanto el calor e inquietud de las personas con enfermedades agudas, haciendo hervir en medio litro de agua, unos 10 gramos de pulpa, para crea una bebida altamente refrescante y que para su condición, no laxa ni permite el estreñimiento.

Las plantas medicinales de tamarindo que dan los frutos agrios y negros, son consideradas la mejor especie, aunque cada vez haya menos de estas en distintos países.

 

Plantas medicinales: Tanaceto

No deben emplearse sino en casos de debilidad de los órganos y nunca si éstos están irritados e/o inflamados. Es estomacal, vermífugo, carminativo, sudorífico, emenagogo, antiespasmódico.

Infusiones: 5 a 15 gramos por litro de agua. Estas infusiones son muy útiles contra la supresión de las reglas o periodos, flujos blancos, cólicos nerviosos, afecciones nerviosas, palidez y gastralgias.

 

Telefio

Es un cicatrizante poderoso. Son infalibles sus efectos para evitar repetición de llagas. Las hojas de estas plantas medicinales, aplicadas directamente o machacadas y mezcladas con aceite de oliva, sirven para madurar y resolver los tumores.

Y la pomada de telefio, que se obtiene machacando hojas y cociéndolas con manteca fresca, es excelente contra quemaduras, inflamaciones, hemorroides y cualquier clase de granos.

 

Plantas medicinales: Tilo

Sus hojas se administran solas o en infusión o asociadas con hojas de naranjas para afecciones nerviosas: Histeria, hipocondría, tos convulsa, asma, vómitos nerviosos, jaquecas e indigestiones.

Infusión: 15 a 20 gramos por litro de agua. Cocimiento: 30 a 60 gramos de hojas o corteza en un litro de agua para lociones y fomentos.

Estos cocimientos son eficaces contra quemaduras y llagas inflamadas o dolorosas.

plantas medicinales
Tilo

Tomillo

Infusión: 10 a 15 gramos por litro de agua hirviendo. Esta infusión sirve para reanimar los órganos débiles y recuperar energías digestivas y acelerar la circulación o calmar los dolores que ocasiona el reumatismo.

El tomillo es una de las plantas medicinales de mayor uso para el alivio del dolor estomacal; es tónico, estimulante y emenagogo.

También las infusiones de tomillo (60 gramos agregándoles 250 gramos de vinagre para lociones, tres veces por día), se emplean con éxito contra las llagas.

En razón de que hay excitantes más agradables y eficaces, el sauco, la menta y la melisa por ejemplo, el tomillo no se aplica al interior sino raramente y en personas adultas sin enfermedades crónicas.

 

Trébol de Agua

Sus hojas son tónicas, febrífugas, antiescorbúticas. Provocan el vómito y son purgantes, en dosis elevadas. Se emplean contra el escorbuto, supresión, por debilidad, para aliviar los dolores en las reglas, gota, ictericia, palidez, afecciones herpéticas, palidez y raquitismo, ya sea en infusión o en cocimiento. Dosis: De 15 a 30 gramos por litro de agua, salvo para las reglas o periodo, que son 05 gramos nada más una vez cada 08 horas, una tacita.

 

Plantas medicinales: Trigo Candeal

Es emoliente la harina de trigo candeal. Con ella se hacen cataplasmas muy útiles contra la erisipela y calmantes para la lechina o varicela. Aplicado en saquitos, el trigo caliente es muy bueno para calmar los dolores del reumatismo, cólicos nerviosos, asfixia por sumersión, dolores de las articulaciones, aplicados aquellos al estómago y región del corazón.

 

Trinitaria

Cocimientos: Un puñadito de estas plantas medicinales verdes o secas, por litro de agua. Son utilísimos contra las enfermedades de la piel: Herpes, escrófula, tiña y muy especialmente contra las costras que, a veces, invaden el rostro de los niños de pecho o de escasa edad.

La trinitaria es depurativa. Échesela en la leche –un puñadito por litro- déjese por 20 a 30 minutos y luego, fíltrese.

Se administra este cocimiento a las criaturitas, por la mañana y por la tarde, una taza por vez y continúese el tratamiento hasta que caigan las costras.

 

Plantas medicinales: Tusilago

Contra las afecciones del pecho, enfriamientos descuidados y catarros, el tusilago da excelentes resultados. Es muy buen medicamento para tratar estas enfermedades, la infusión de sus flores o de sus hojas (15 a 20 gramos por litro de agua).

Puede añadirse a estas infusiones, azúcar o miel, pues son saludables, también, contra las irritaciones del pecho.

Y si se les añade leche, que se forma como una especie de emulsión, son muy del agrado de los niños y las mujeres.

Para combatir el asma y la tos, se fuman como si fuese tabaco, sus hojas secas.

 

Plantas Medicinales por la letra U

Compendio de plantas medicinales con explicaciones sencillas sobre el uso o usos más frecuentes, en pro de la salud.

 

Ulmaria

Infusiones: 20 gramos por litro de agua. Dan buenos resultados en el tratamiento de las vías urinarias y de la hidropesía.

 

Plantas medicinales: Uva Ursi o Uvaduz

Se le utiliza como coadyuvante para el tratamiento de la prostatitis crónica. Sus hojas son amargas y astringentes y contienen, de su peso, una tercera parte de tanino. Contienen, también, la arbutina, de acción diurética que se elimina la mayor parte por la orina, sin modificarse por ello.

Es utilísima la uva ursi en el tratamiento de las inflamaciones crónicas de la próstata y uretra, en la hematuria renal y en los catarros vesicales crónicos. Se registran millares de casos de mejorías dentro de unos tres días del comienzo de tomar esta medicación, si bien al principio, produce una ligera exacerbación.

Puede considerarse a estas plantas medicinales, como de las de mayor excelencia contra las uretritis agudas blenorrágicas, la cistitis blenorrágicas y contra los grandes flujos uretrales, debiendo practicarse, en este último caso, lavajes o lavados uretrales con cualesquiera de las plantas astringentes.

Tisana: 10 gramos por litro de agua. Deberá añadirse, para los casos de catarros de la vejiga, 0,25 a 0,50 gramos de benzoato de sodio por cada taza de tisana. Se tomarán, por día (despierto), tres tazas (aproximadamente cada 5 a 6 horas de diferencia entre cada una).

 

Plantas medicinales: Uva Tamínea

Una mezcla de 10 gramos de pulpa de uva tamínea y 60 de axones, está comprobado que produce sobre los tegumentos una revolución de orden mecánico, que se debe a los cristales acidulares de oxalato de potasio, abundantes en la pulpa de la raíz y en el mismo jugo de las bayas.

 

Uña de Gato

El consumo de estas plantas medicinales han de ser con amplio criterio y, preferentemente, ya procesado en capsulas, ya que su preparación en cualquier dosificación no medida milimétricamente, crea un efecto placebo que, lejos de beneficiar, pueden perjudicar la salud del paciente.

Cuando se consume en capsulas con cualquier tisana, infusión o limonada de fría reposada, es un excelente antiinflamatorio.

Se recomienda para casos de artrosis de rodilla y/o Gonartrosis.

 

Plantas Medicinales por la letra V

Compendio de plantas medicinales con explicaciones sencillas sobre el uso o usos más frecuentes, en pro de la salud.

 

Valeriana

Su raíz es vermífuga, febrífuga y antiespasmódica. Ventajosamente se le administra en toda enfermedad cuyo asiento sea en el sistema nervioso: Afecciones morales, Mal de San Vito, histeria, hipocondría, asma convulsiva, jaquecas, temblores de los miembros, hipo rebelde, gastralgias, palpitaciones nerviosas. También en los casos de excesivas flatulencias de los niños y/o en sus estados convulsivos.

Contra la epilepsia, es remedio específico. Infusión: 15 a 30 gramos de raíz por litro de agua. Tisana: 04 a 30 gramos en agua o vino tinto o sangría.

plantas medicinales
Valeriana

Plantas medicinales: Verbena

Estas plantas, en cataplasmas, se emplean contra dolores de costado y dislocaciones. Y contra la pleuresía y las neuralgias.

 

Verónica

Es cordial, estomacal, digestiva y vulneraria. Contra la tos, el asma, la tuberculosis y las enfermedades crónicas del pecho, se la emplea con éxito: 15 a 20 gramos, por litro de agua, en infusión. Y es utilísima, también, contra las afeccione escrofulosas, enfermedades de la piel, esputos sanguinolentos y escorbutos.

 

Plantas medicinales: Vincapervinca

Contra los esputos de sangre, la diarrea y la menstruación excesiva, se emplean sus hojas. Se recomienda también para hacer retirar la leche de las nodrizas o para que los bebés ya dejen el pecho y pasen al uso del biberón de grandes o vasos.

Deberá administrarse en infusión: Hacer hervir en medio litro de agua, 8 gramos de material. Se utiliza, al exterior, en gargarismos, contra inflamaciones de garganta; para curar la leucorrea, en lavajes o lavados vaginales; en cataplasma, contra el infarto de los pechos.

 

Plantas medicinales: Vid

Es refrescante, base de productos diuréticos, tónicos, laxativos y astringentes. Las hojas se emplean en cocimientos contra las diarreas crónicas y la disentería.

El zumo de uva verde, es fuertemente ácido y astringente, preparándose con él una bebida temperante muy beneficiosa en las enfermedades inflamatorias, fiebres biliosas, diarreas ligeras e irritaciones gastro – intestinales (100 a 200 gramos por litro de agua).

Para gargarizarse contra la debilidad de las encías y las anginas o malestar a la altura de la úvula, se utiliza con bastante éxito.

Además de ser plantas medicinales, son un alimento maravilloso. La uva madura y consumida en fresco, utilísimo para todo, en especial para los niños y los adultos convalecientes, gracias a su nivelado contenido de sales minerales y azucares.

Son también muy nutritivas las uvas secas. Las personas reumáticas y/o diabéticas debe consumirlas con extrema moderación, por el enorme tanto por ciento de azucares que contienen.

Contra los catarros e inflamaciones de los órganos respiratorios, son de seguro efecto, por sus propiedades emolientes, pectorantes y relajantes.

Más todas las excelencias de las uvas quedan oscurecidas o anuladas cuando aquellos azucares, por fermentación, se desdoblan dando producto al alcohol. Si no se le utiliza al vino (fruta de la vid), con moderación y bien entremezclado con las distintas plantas medicinales que se potencian con éste, termina engañando al gusto y los sentidos cuando se busca un alivio con el mismo, pasando nada más a ser un mero y pernicioso consumo de alcohol.

 

Vira – Vira

Sus flores son emenagogas y anafrodisíacas y gozan de propiedades febrífugas, diaforéticas y expectorantes. Y son, al exterior, querato – plásticas.

Al interior: Infusión: 20 gramos de sus flores por cada litro de agua. Se ha de tomar durante el día, por tazas, caliente. La misma infusión, al exterior, en lociones, pulverizaciones, compresas húmedas, baños de asiento, gargarismos para los casos de quemaduras, llagas de las piernas, hemorroides, sabañones y ulceraciones de la lengua y de la boca.

 

Violeta

Es pectoral y olorosa. Infusión: 2 a 10 gramos por litro de agua. Se emplea como bebida pectoral y emoliente en las inflamaciones del pecho, los riñones, la vejiga y los órganos digestivos. Las hojas frescas de Violeta, son emolientes.

Son eficaces, también, en fomentos y cataplasmas, aplicados sobre las partes irritadas o inflamadas.

Purga como la malva, dulcemente, el jugo de sus flores. La raíz, es vomitiva y también purgante.